DESCENTRALIZACIóN Y DESARROLLO REGIONAL

Un Estado moderno y al servicio de las personas es ante todo descentralizado. La excesiva concentración del poder en pocas autoridades capitalinas termina atentando contra la libertad de los individuos y las comunidades. Lo mismo ocurre a nivel regional, donde las provincias ven minimizados sus legítimos anhelos ante las autoridades de las capitales regionales. En último término, el sentido de nación depende de territorios que se vean y traten como iguales, a partir de estructuras de poder político y económico compensadas que favorezcan el desarrollo e identidades locales y simultáneamente, contribuyan a la integración nacional. Por ello, distribuiremos poder desde Santiago hacia las regiones y desde las regiones hacia las comunidades locales.

Te invitamos a dejar tus ideas para trabajar juntos por un Chile en donde se vivan Tiempos Mejores.


¡Gracias por dejar tus ideas! Ahora compártelo en tus redes sociales para invitar a tus amigos a dejar las suyas.

Compartir